Turismo en San Juan , Argentina
Buscar Informacíon
Información general del país
Barreal
 
   San Juan
   Barreal
   Jachal
   Iglesia 
 
   4 x 4
   Actividades Aereas
   Actividades Náuticas
   Cabalgatas
   Caminatas 
   Caza
   Pesca
   Montañismo
   Mountain Bike
   Parapente
   Rafting
   Sauna-Spa
   Trekking
 
   Campos de Golf
   Pistas de Esquí
   Vinos Argentinos
   Tursimo Rural
   El Tango  
   Trenes Turísticos
   Edificios Jesuitas
   Parques Nacionales
 
 
Al Tontal, balcón de San Juan
Tontal

 

 

 

 

Tontal

 

 

 

 

Tontal

 

 

 

 

Tontal

 

 

 

 

Tontal

 

 

 

 

Tontal

 

Ascensión a las cumbres del Tontal, máxima elevación de la precordillera andina y bellísimo balcón natural desde donde se aprecian perspectivas de increíble vastedad y el más imponente panorama de la larga cordillera nevada. En el camino se visitan antiguos puestos ganaderos y restos de una importante villa minera del siglo pasado.

Circuito de 78 km de ida y vuelta desde Barreal. Paseo de un día mínimo, Es imprescindible it en auto 4x4. Lleve ropa abrigada, picnic y linternas, si quiere explorar alguna mina antigua. Llene el tanque antes de salir

 

Salga de Barreal hacia el norte por la RP 412. Tras 8.5 km , a la derecha, tome el camino pedregoso para internarse por la quebrada del arroyo Seco Carrizal. Comience el ascenso por los faldeos agrestes de gran belleza, donde abundan retamos, molles y jarillas. Desde el punto de partida, a 1.650 m .s.n.m., recorrerá 45 km para alcanzar la cima, a 4.000 m ,s.n.m.

Luego de los primeros 7 km llegará a la ciénaga del cerro Redondo, con clarísimas vertientes de agua de buen sabor. Hay un antiguo puesto de cabras y ovejas, característica actividad ganadera local. Como en toda el área, también aquí se han plantado álamos, creando un sitio agradable, donde los lugareños vienen a matear.

Unos 6 km más arriba llegará a la ciénaga de Los Puentes, con manantiales que han dado lugar a pintorescos potreros coloreados por el clavelillo amarillo y surcados por el arroyo del Salto, donde pasta y bebe el ganado.

Por la abundancia de pasto, leña y cacería, el sitio tuvo un primitivo poblamiento precolombino,

Las hierbas que crecen en los alrededores (chachacoma, barba negra. tomillo, ajenjo, ruda macho) tienen propiedades curativas, ya conocidas por los aborígenes.

Aún hoy es habitual su recolección y venta en los centros poblados.

El camino continúa ascendiendo por la quebrada de La Aguada. Cerca de 13 km más adelante encontrará el puesto de doña Juana Villarroel, descendiente de antiguos afincados, que ha colocado una barrera junto a su rancho para controlar el paso por su propiedad. Si consigue su confianza podrá pasar para llegar, 6 km más arriba a las Minas del Carmen Alto .

 

Minas del Carmen Alto

 

Sólo quedan las ruinas de lo que fue un pueblo minero con una importante fundición de plomo, oro y la mejor plata del país. En la década de 1860 se formó la Compañia de Explotación, dirigida por el mineralogista inglés J, Ignacio Rickard.

Entonces, las antiguas minas jesuitas del Carmen Alto vieron formarse a su vera la Villa Rickard , donde habitaron 3.000 mineros.

Tuvo aduana, iglesia. matadero, puesto sanitario, viviendas y oficinas. Las construcciones locales de adobones, pircas, ramas, cañas y barro. alternaron allí con escuadras de pinotea, hierro y vidrio, materiales importados, propios de la primera fase industrial británica. El lugar estaba notablemente horadado por socavones o piques, trabajados por pirquineros que vendían el mineral a la Empresa Rickard. Aún hay restos del horno, con piedras cortadas a cincel, donde se fundía el material que luego era transportado en carretas y a lomo de mula a Sorocayense a Hilario, para la refinación final. El horno era alimentado con madera de retama, de alta combustibilidad por su resina.

El paraje al este de la mina es llamado Panteón, porque sirvió de enterratorio a los muertos de fiebre amarilla, en la epidemia de 1884-86.

El camino continúa por La Aguada , donde el agua es purísima, el aire está impregnado con intensas fragancias de ajenjo y tomillo, y los zorros, avestruces y guanacos merodean libres por campos de coirón. Es notable observar la reducción del tamaño de los arbustos debido a la altura, Entre ellos abunda la curiosa variedad de jarilla orientadora, cuyas ramas indican los puntos cardinales.

A la izquierda, una huella conduce a Rincón Blanco, donde hay yacimientos de exquisitos bituminosos pertenecientes aún sin explotar. Continúe por la derecha para alcanzar, después de 7 km , la espectacular.

 

Cima del Tontal

 

Esta situada a una altitud 4.000 m u sus cumbres forman una larga explanada, un verdadero balcón sobre el amplio valle calingastino. El aire seco de montaña y la extraordinaria altura de la sierra permiten una incomparable perspectiva que se dilata por el gigantesco ámbito geográfico. Hacia el este se divisa el valle de Tulum, con la ciudad de San Juan enmarcada por el cerro Pie de Palo. AI oeste, 400 km de escarpadas crestas andinas se extienden desde la cordillera de Olivares y los Siete Picos de Ansilta hasta los majestuosos cerros Mercedario ( 6.770 m ) y Aconcagua ( 6.959 m ), el más alto de América.

Como mancha blanquecina en la planicie divisará el enorme Barreal Blanco y, junto a él, los observatorios astronómicos El Leoncito y Félix Aguilar, emplazados allí por la extraordinaria diafanidad atmosférica del valle.

Para regresar a Barreal, deberá descender por los mismos caminos.

Viajoporargentina - Información turística sobre la República Argentina
© 2003- Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 527292 Ley 11723